“Marcial Maciel, quien abusó de decenas, murió impune. La iglesia nunca lo tocó”, dice Alberto Athié

Por SinEmbargo/ EFE

— Marcial Maciel Degollado, fundador de los Legionarios de Cristo, murió impune e intocable, señaló Alberto Athié, sacerdote durante 20 años que ha denunciado ante todos los niveles los abusos de la iglesia.

“En 1994 atendí una víctima del padre Maciel. Platiqué con ella. Hay dos formas de tratar esos casos: el perdona y olvida, y el perdona y busca la justicia. Yo le propuse que podía perdonar a Maciel, pero que podía también buscar justicia”, contó Athié en entrevista con Alejandro Páez Varela y Álvaro Delgado Gómez, conductores de “Los Periodistas”.

“Me recomendaron escribir una carta y enviarla al Arzobispo. Esa carta iba a ser archivada. Se tenía que confiar que la iglesia abriera la caja. El cardenal era Norberto Rivera. Yo estuve trabajando con los ex Legionarios para hacerle llegar la información al Vaticano”, relató.

En la búsqueda de justicia, Alberto Athié acudió ante Norberto Rivera Carrera, quien aseguró que todas las denuncias eran mentiras. “No hay nada de qué hablar”, señaló el Arzobispo Primado Emérito de México ante Alberto.

De acuerdo con Athié, la iglesia se beneficiaba y se beneficia con los Legionarios, pues eran y son un grupo que ha acumulado dinero, relaciones con familias importantes y poder.

“Marcial Maciel murió impune. Nunca nadie lo tocó. Ni siquiera abrieron una investigación”, dijo Alberto Athié.

En diciembre, los Legionarios de Cristo reconocieron que 175 menores de edad han sido víctimas de abuso sexual, incluidos al menos 60 por el padre Marcial Maciel, en la congregación desde su fundación en 1941.

En un informe que se presentará el 20 de enero en la reunión de su Capítulo General, máxima autoridad de los Legionarios de Cristo, se señala a 33 sacerdotes como responsables de los casos de pederastia contra estos niños, en su mayoría de entre 11 y 16 años de edad.

También resalta que el número de víctimas “incluye los al menos 60 menores de edad de los que abusó Maciel” (1920-2008), fundador de los Legionarios y quien fue señalado en 2010 por el Vaticano por sus comportamientos “gravísimos y objetivamente inmorales”.

Previamente, en el 2006, la Santa Sede ordenó el retiro Maciel del ministerio sacerdotal.

Si se excluye de la lista a Maciel, dos sacerdotes incurrieron en abuso por vía virtual, 4 abusaron de su víctima una sola vez, 9 lo hicieron repetidamente de una víctima única, 11 abusaron de entre 2 y 5 víctimas; 5 de ellos de entre 6 y 10 víctimas y uno que ya fue removido, tiene 13 víctimas conocidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *